domingo, 18 de septiembre de 2016

“No es un sistema de peajes, es una alcancía de empresarios”



Daniel Trabalón: “No es un sistema de peajes, es una alcancía de empresarios”

El diputado provincial del Frente Grande Daniel Trabalón habló tras la reunión del Foro en Defensa del Usuario Vial, encuentro que definió nuevas estrategias en pos de retrotraer el último aumento en los peajes del Corredor 6, pero también de eliminar definitivamente esas casillas en razón de que la empresa concesionaria tampoco respondió con obras por el cobro en dichos cruces.

Retrotraer tarifas y eliminar casillas, para empezar
El diputado del Frente Grande, Daniel Trabalón, valoró las definiciones del encuentro que tuvo lugar en el Recinto de Sesiones “Deolindo Felipe Bittel”, que reunió a los miembros del Foro en Defensa del Usuario Vial y a los sectores comprometidos con la lucha por los peajes en el Corredor 6, tanto de Chaco como de Corrientes.
“Venimos trabajando desde que se constituyó en la Legislatura este Foro y lo primero que se trató es la ratificación de la Resolución que se había sancionado la semana pasada y que tenía dos puntos: pedirle al gobierno nacional que retrotraiga las tarifas a antes del aumento que implementó en marzo de este año. Y el segundo punto que se evalúa es la eliminación de las casillas de peaje que están del lado chaqueño, la del puente interprovincial Manuel Belgrano y la de Makallé; y del lado de Corrientes, la de Riachuelo. El Foro ha ratificado ese planteo para que sea elevado al Gobierno Nacional pidiendo estas dos cuestiones”

Audiencia pública para conocer los costos
En el mismo sentido avanzaron en el pedido para que se convoque a una audiencia pública en la provincia del Chaco, donde se establezca un estudio de costos real sobre la tarifa. “Además que han sido brutales y desproporcionados estos aumentos, fueron ilegales porque no hubo audiencia pública y un estudio de costos al que obliga la ley que regula los peajes y el servicio que se presta”, acentuó el diputado, sumando así otra de las demandas que serán elevadas ante el Órgano de Control de Concesiones Viales (OCCOVI), que depende de la Dirección Nacional de Vialidad del Ministerio de Transporte de la Nación.
En relación a la situación judicial, compartió la información vertida en el encuentro por la Defensoría del Pueblo del Chaco, la que espera ahora, “por una resolución inmediata, porque hubo buenos avances”. Y se consensuó también trabajar en conjunto, Corrientes y Chaco, para organizar una movilización pacífica, “para visibilizar el problema ante las autoridades; “una convocatoria multisectorial, multipartidaria y con representantes y funcionarios de ambas provincias”

El gobierno provincial debe encabezar
Párrafo aparte, también refirió a la responsabilidad que le cabe al Gobierno provincial en el reclamo que debe hacer a la Nación, “porque esto forma parte del desarrollo de las provincias y de la demanda de nuestras comunidades. Estos aumentos tienen un impacto en la comunidad y, en ese marco, también en las obras viales. La situación de los peajes tiene un impacto económico en el comerciante, en el trabajador, en el que produce, en el que estudia, el que va a visitar a un familiar o el que sale a pasear. Es necesario plantear si hay que continuar o no con este sistema de privatización y de impuestos. En abril vencieron las concesiones y el gobierno nacional se la prorrogó un año, y ahora se trabaja para continuar este sistema injusto que no sirve y lo tenemos hace 26 años”, observó el diputado Trabalón.

El sistema de peajes demostró no servir
“El sistema de peajes, es un sistema de impuesto y de aduana interna que generamos y que termina siendo una alcancía para los empresarios. Es un sistema de entrega de las rutas nacionales a empresarios que buscan el rédito y el lucro. Es un sistema que no sirvió porque no han mejorado las rutas, porque no se condice el cobro de peajes con las obras que se han hecho, aseguró y concluyó.

sábado, 17 de septiembre de 2016

Repudio a Bullrich




No a la reivindicación del genocidio realizada por el Ministro de Educación de la Nación


El Espacio de Educación del Partido Frente Grande Chaco, repudia las declaraciones del ministro Esteban Bullrich en la ciudad de Choele-Choel -territorio habitado ancestralmente por comunidades indígenas-, en la que inaugurando el Hospital Escuela de Veterinaria, se refirió al proyecto educativo nacional, como “la nueva campaña del desierto”.

Dicho repudio se fundamenta en profusa y fehaciente documentación histórica que demuestra que -en el actual territorio nacional- vivían pueblos y civilizaciones indìgenas preexistentes al estado nacional  que poseían unas vidas, culturas y lenguas que fueron avasalladas y exterminadas, en las conquistas del desierto, bajo la excusa de la civilización “con la espada, con la pluma y la palabra”.

La reivindicación del término del desierto, como vacío, como tabula rasa, es la negación de los procesos culturales propios de las diferentes comunidades y del desarrollo cultural precedente.

Repudiamos el ejemplo expresado por el Ministro de Educación al comparar el Proyecto Educativo Nacional  con la campaña del desierto, por considerarlo una reivindicación del genocidio a los pueblos indígenas.

Además, manifestamos nuestra preocupación porque estas expresiones  del Sr. Ministro son la muestra de un proyecto ideológico-educativo que promueve la homogeneización y el menoscabo de la diversidad lingüística y cultural en el sistema educativo.

sábado, 10 de septiembre de 2016

Jornada Tarifazo




“En términos sociales, el modelo de Macri es desocupación, pobreza y concentración”




Fraschina enncabezó en la UTN junto al dirigente Daniel San Cristóbal la charla- debate contra el tarifazo. En la jornada, trazaron la diferencia en la política energética adoptada por dos modelos económicos antagónicos, el antes y el después al 10 de diciembre de 2015. Aseguró que “cuanto más se consolide y profundice el modelo de Macri, peor la va a pasar la gente”. El debate incluyó análisis y críticas respecto de la política provincial.



Este sábado tuvo lugar en la Universidad Tecnológica Nacional la Jornada de Análisis y Debate contra el Tarifazo, convocada por Multisectorial Nacional y Popular del Chaco y el Frente para la Victoria; un encuentro del que participaron el actual secretario General del Partido Frente Grande, Daniel San Cristóbal, ex interventor de la empresa Secheep; y el licenciado en economía y magíster en sociología económica, Santiago Fraschina, ambos acompañados por la diputada nacional, Lucila Masin.



La legisladora chaqueña por el FpV, en su rol de convocante a la jornada, presentó a ambos disertantes sin eludir el debate que no es ajeno al Congreso de la Nación, y por el cual desde su bloque se vienen impulsando varios proyectos legislativos para poner un freno e incluso retrotraer el precio de las tarifas de luz y de gas en el país. Mencionó que el ministro de Energía, Juan José Aranguren, respondió ante ese cuerpo en lo que calificó como “un encuentro cargado de cinismo y de corrimiento del eje de discusión política”. “Ellos entienden, como proyecto político y gobierno nacional, que el incremento de tarifas no representa un tarifazo. Hablan de sinceramiento en tarifas hacia los usuarios y consumidores cuando nosotros creemos que es un abuso que afecta al bolsillo de cada uno de los habitantes de nuestra patria”.

En el orden provincial, comentó que “contamos con una empresa provincial que es agente distribuidor del servicio de energía y es el último eslabón en la cadena de la industria eléctrica”. “Hemos sufrido un incremento de alrededor del 130% en los consumidores de una vivienda, en comercios y en pymes y repercute en el crecimiento y en el sostenimiento también de los puestos de trabajo”, dijo previo a la presentación de los disertantes.



Santiago Fraschina:  “El modelo de Macri es comprimir el mercado interno”

El economista encuadró el tarifazo del Gobierno nacional, dentro de un modelo económico que tiene objetivos a los que llegar a partir de esta medida e hizo un contrapunto con la política de subsidio a las tarifas de los servicios públicos, trazando las diferencias en base a la política energética entre el antes y el después al 10 de diciembre de 2015. Previo a esto dejó en claro que “a la política de subsidios la aplican todos los Estados del mundo” y que en el último informe del Fondo Monetario Internacional que abordó esta cuestión, Argentina se posicionó entre los puestos que menos subsidian a sus economías.

Aseguró que en el modelo “kirchnerista”, los subsidios a los servicios públicos “garantizaron un salario indirecto a los argentinos”, menor gasto en tarifa pública para una mayor disponibilidad de ingreso para el consumo. “Cuando subsidias a la tarifa de los servicios públicos estás subsidiando los costos de los comercios y las industrias para que sean competitivos y puedan pagarle salarios más altos a los trabajadores”, acentuó. Y aseguró que esa ecuación fue lo que permitió “el crecimiento del consumo, del mercado interno, de la economía y la generación de puestos de trabajo. Por eso era central la política del subsidio en el modelo kirchnerista”.

Lo opuesto llegó con la asunción del gobierno de Mauricio Macri, “un modelo que es comprimir el mercado interno para exportar energía y alimento”. Por lo que “el aumento de las tarifas de los servicios públicos a partir de la quita de subsidios permite que la gente consuma menos para que los sectores agroexportadores tengan más alimentos para exportar y las empresas energéticas vuelven a exportar energía como en los 90. Lo que necesitan ellos es comprimir al máximo el consumo interno en general, y de la energía en particular, para volver a exportar y ganar mucho más plata de lo que lo venían haciendo”.

Indicó que las políticas apuntan a fortalecer la exportación de minería, alimento y energía, “privilegiando el mercado externo”. “Él (Macri) ya dijo que quería que Argentina sea el supermercado del mundo, y eso es pensar más en exportar que en que consuman los argentinos”, aseguró.

Hablo también de la instalación de “una fenomenal transferencia de ingresos del pueblo argentino a tres grupos económicos concentrados: el sector agroexportador; la UIA, grandes empresas que necesitan un costo laboral mucho más bajo y por eso uno de los objetivos de Mauricio Macri es reducir el salario en Argentina y flexibilizar el mercado de trabajo. Y el tercer sector a los que vinieron a beneficiar es al sistema financiero, a los bancos”. Son, según indicó el economista, los que “vuelven a contar con el permiso para fugar capitales al extranjero como lo hicieron históricamente. Por eso liberalizaron el CEPO. Y además tuvieron que arreglar con los fondos buitre para volver al sistema financiero internacional a endeudar al Estado argentino, para traer esos dólares, para que después los grupos económicos que van a ganar mucho más plata en pesos lo puedan fugar al extranjero”.

Para Fraschina, el resultado de estas medidas económicas derivan en “la desindustrialización de la economía argentina; empieza a quebrar la pequeña y mediana empresa por los costos, la caída del consumo y de las ventas, la apertura comercial indiscriminada para la importación de bienes de consumo”. “En términos sociales, el modelo de Macri es crecimiento de la desocupación y la pobreza, concentración del ingreso y transferencia del ingreso de la población argentina a los grupos económicos concentrados. Y cuanto más se consolide y profundice, peor la va a pasar la gente”, sentenció.  



Daniel San Cristóbal: “El plan del gobierno nacional es siniestro en materia tarifaria

A su turno, el contador y exinterventor de la empresa Secheep, Daniel San Cristóbal, alertó sobre lo que se viene, “porque hasta ahora hubo una pequeña trinchera con una estrategia judicial y una serie de protestas que creo que impactaron sobre la propia definición del Poder Judicial. Pero el plan del gobierno nacional es siniestro en materia tarifaria”.

El impacto de estas medidas nacionales en el orden provincial, derivó en “un primer ajuste de un poco más del 300% de la tarifa que le cobra CAMMESA a Secheep; aunque luego se habló de una multiplicación de hasta por cinco veces”.

Recordó que ya desde el año pasado, “los sectores vinculados a la generación eléctrica EN 2015 apuntaban a aumentar hasta ocho veces” y que posteriormente a esas discusiones se dio la devaluación y el aumento del gas en boca de pozo, por lo que intuyó que se podría estar hablando de una suba “de 10, 12 o 13 veces la tarifa que se le cobraba”.

No eludió el aumento del gas ni le restó importancia ya que explicó que “más del  50% de la energía se genera en nuestro país requieren provisión de gas. Si aumentamos el gas en boca de pozo eso tiene un impacto, en una segunda instancia, sobre la propia tarifa de energía”.

Alertó a la ciudadanía sobre un ajuste económico que “no terminó, sino que mas bien recién empieza” y también sobre que “se están transfiriendo recursos. Esto no es una cuestión solamente del Estado sino que transfieren a las petroleras, a las generadoras, a los capitales internacionales; con la finalidad de mejorarle rentabilidad y atraer inversiones. Nos están sacando recursos a nosotros, a los sectores populares”.

Con el diagnóstico en la mano, manifestó que el objetivo es llevar el debate “al vecino común” “porque si bien todavía no ha impactado en pleno el tarifazo, se comienza a visualizar y hay sectores de la sociedad que van a terminar de ver la primera etapa del tarifazo cuando llegue el verano. Creemos que es importante poner en discusión lo que está aconteciendo en materia tarifaria”.



Presentes

Del encuentro que colmó el Aula Magna de la UTN participaron, además de sectores independientes, militantes e integrantes de agrupaciones y partidos como la Corriente Peronista Descamisados, La Cámpora, Movimiento Emerenciano,  MTD Zona Norte, el Frente Grande, Kolina, Concertación Forja, Agrupación de Trabajadores Municipales 8 de Noviembre, Colectivo Nacional, Organización Peronista Villa del Oeste, Canpo, Nuevo Encuentro y Frente para el Cambio, entre otras. También estuvieron presentes la dirigente Mora Pared de la CTA, el diputado provincial, Daniel Trabalón y el dirigente Fabián Ríos.